DoblementeSaludable

La salud e higiene oral en niños: problemática y consejos

La caries es considerada como uno de los problemas de salud bucal con mayor número de casos en niños desde los 2 años de edad, por lo cual, la prevención es el mejor tratamiento de todos. Por eso es muy importante mantener buenos hábitos de higiene oral en niños.

higiene oral en niños

¿Qué es la higiene oral en niños?

La higiene oral en niños, llamada también bucal o dental, es el cuidado que deben establecer con referencia a sus dientes y boca, a través de la adopción de cuatro hábitos principales: el cepillado, la limpieza con hilo dental, el enjuague y la visita periódica al dentista o higienista dental.

La caries dental, es uno de los problemas de salud dental más importante que se presenta en los niños. Se dice que de los niños ya comienzan a tener caries desde la edad de 2 años.

El problema se agudiza debido a la creencia que tienen muchos padres en referencia a los dientes de leche o de bebé, restándoles importancia ya que se les caerán en el futuro. Sin embargo, la caries dental en los dientes de leche, puede llegar a afectar de manera negativa a los dientes permanentes y generar futuros problemas de salud dental.

Introducción

La higiene oral en niños, tiene una gran importancia ya que contar con unos dientes sanos, influye de manera positiva dentro de la salud general del niño. Existen muchas alternativas, programas y rutinas, que persiguen la finalidad de promover tener unos dientes sanos y prevenir caries.

Existen cepillos dentales especiales para bebes, mas sin embargo, también puede realizarle la limpieza a los dientes utilizando un paño limpio y de textura suave. De manera regular, los padres deben revisar a sus bebes para percatarse de que no se le formen manchas producto de los teteros.

Los hábitos de una buena higiene oral en niños, debe comenzar por el cepillado, para lo cual puede usar un cepillo especial para niños y  poca cantidad de pasta dental con flúor.

Debe comenzar a dársele una alimentación sana, limitando el consumo de dulces y golosinas, ya que teniendo buenos hábitos alimenticios a temprana edad, el niño puede tener dientes sanos para toda la vida. Es recomendable que se comience a llevar periódicamente al odontólogo a partir de los 2 años para revisión.

higiene oral en niños

Diagnóstico y exámenes

Es recomendable hacerse un examen dental, mediante la cual se revisen los dientes y las encías, ya que esto es parte de la higiene oral en niños y adultos. Dicho chequeo es necesario realizárselo cada seis meses ya que son de suma importancia para una buena salud bucal.

Los problemas con referencia a la higiene oral en niños pueden volverse serios y dolorosos de no tratarse a tiempo. Los diagnósticos pueden realizarse a través de unos rayos X panorámicos dentales, donde el odontólogo puede capturar toda la boca en imagen y poder analizarla.

Este examen lo indican los dentistas o cirujanos orales para poder planear un tipo de tratamiento, ya sean: dientes postizos, aparatos dentales, extracciones e implantes.

Prevención y factores de riesgo

La mejor manera de proteger los dientes del niño y también de los adultos, es teniendo buenos hábitos dentales. Con una buena orientación, los niños podrán adoptar rápidamente una rutina diaria en referencia con su higiene oral.

Sin embargo, se hace necesario que los padres supervisen para prevenir la aparición de ciertos elementos como placa en el cepillo dental, presencia de bacterias, entre otros elementos, responsables de la formación de las caries.

De igual manera, deben estar atentos a la manifestación de ciertas manchas en los dientes en tonos cafés o blancos, que también puedan ser señales de caries dentales. La técnica del cepillado es la forma más común de prevención ante cualquier enfermedad dental, por lo cual debe realizarse adecuadamente.

Así el niño tenga un solo diente, debe cepillarlo dos veces al día, empleando para ello una pequeña cantidad de pasta dental con fluoruro. Hay cepillos de dientes especiales para niños, con cerdas suaves.

Otro de los detalles a los cuales debe prestar atención es al tipo de pasta o crema dental, la cual debe contener fluoruro, porque ayuda a prevenir las caries.

Debe enseñarle al niño a enjuagarse y escupir, pues tragarse la crema podría representar un problema debido a que el fluoruro en exceso puede hacer que les salgan puntos blancos o cafés en los dientes tanto a los niños como a los adultos.

Otro elemento de prevención es el movimiento en el cepillado, el cual debe realizarse: los dientes de arriba se cepilla hacia abajo; los de abajo, hacia arriba; hacia atrás y hacia delante, y en los de alrededor, cepillar en círculos, siendo lo  importante, que cada diente quede completamente limpio.

Un factor de riesgo para la higiene oral en niños es el exceso de consumo de alimentos con azúcar, ya que en una buena dieta balanceada, el azúcar es el enemigo, con mayor riesgo de caries. El consumo de caramelos, chicles y fruta deshidratada por lo general se quedan impregnado a los dientes resultado dañino.

Es por ello que después de comer alimentos azucarados, debe asegurarse de que el niño cepille sus dientes. Tener un chequeo o examen dental periódico es otra manera de prevención, ya que el pediatra u odontólogo infantil revisará los dientes y encías del niño para asegurar su salud dental.

Durante este chequeo dental, el dentista revisara que todos los dientes se estén desarrollando normalmente, y que no exista ningún tipo de problemas dentales. Adicional a esto, ofrecerá una serie de recomendaciones y consejos para poder contar con una buena higiene oral en niños.

higiene oral en niños

Consejos para una buena higiene oral en niños

En la higiene oral en niños, su objetivo es mantener una boca sana. Según la opinión de expertos, contar con una buena limpieza bucal implica contar con dientes y encías sanas. La salud bucal incide en la salud general del cuerpo ya que las caries tienen serias repercusiones en el organismo. Estas contienen bacterias que pueden viajar por todo el cuerpo, originando graves patologías.

Es por ello que la prevención, es el mejor tratamiento de todos. Establecer un programa para una buena higiene oral en niños, es de gran importancia para lograr los objetivos. El programa contempla siete pasos sencillos.

  1. Seleccionar un cepillo dental, ya sea manual o eléctrico: los dos cepillos son buenos, aunque para el caso de los niños, el eléctrico es mejor en mayores de 12 años.
  2. Cepillar los dientes dos veces al día como mínimo: se recomienda realizarlo después de cada comida y en las mañanas, ya que es el más importante porque es cuando se tiene mayor cantidad de bacterias.
  3. Poner orden en el cepillado: esto se refiere a dividir la boca en cuadrantes, y así poder ir de la parte superior a la inferior, o viceversa pero sin que se olvide ninguna región de la boca.
  4. Técnica del cepillado, desde las encías hacia los dientes: de arriba hacia abajo, y viceversa, combinando con movimientos perpendiculares y circulares, que las cerdas entren un poco en las encías.
  5. Cepillar los dientes uno a uno: es de verdadera importancia en la higiene oral en niños poder cepillar cada uno de los dientes. Lo recomendable es 6 veces en cada diente por dos minutos.
  6. Tener una higiene adicional: expertos en higiene dental recomiendan enjuagar la boca con flúor solo una vez al día. Puede usar hilo dental como complemento.
  7. Cuidado con el consumo de comidas entre horas

Información adicional

  • Recuerde, lo más importante es visitar al odontólogo periódicamente
  • No es suficiente cepillarse los dientes sino hacerlo con una técnica correcta
  • Puede emplear técnicas adicionales de higiene como el hilo o enjuague bucal
  • Padres deben estar atento a la salud bucal de sus hijos desde que son bebes

Si te gustó este artículo te invitamos a revisar también estos:

(Visited 623 times, 1 visits today)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras entradas que podrian interesarte